Masa Batida, esencial de la pastelería

Si eres un amante de la repostería y la pastelería, seguro conocerás un poco sobre la masa batida, y si no, pues te contamos un poco más sobre ella.

Este tipo de masa es muy, muy utilizada para la elaboración de deliciosos postres como bizcochuelos, brownies, magdalenas, cupcakes, piononos, entre otros que podrás aprender a preparar en nuestros cursos de Bakery and Pastry.

En la masa batida, como su nombre lo indica, todos los ingredientes se ligan hasta formar una masa homogénea y viscosa, batiendo largo tiempo de manera uniforme.

Antiguamente, realizar una masa batida conllevaba un gran trabajo, pues se debía batir la manteca con el azúcar y los huevos 30 minutos como mínimo y sólo en una dirección. Sin embargo, en la actualidad la tarea es más sencilla ya que el azúcar no es tan grueso como la que se usaba entonces, que era más barata que el azúcar refinado de mesa y además podemos ayudarnos con una batidora.

Las masas batidas se caracterizan por tener una textura aireada, que le proporciona el batido de los huevos y, por lo mismo motivo suelen tener un gran volumen.

Estas masas se pueden clasificar en livianas y pesadas teniendo en cuenta si solamente están formadas por los ingredientes básicos (Azúcar – Huevo – Harina) o si aparte de éstos, tienen algún otro ingrediente que les hace peso (Chocolate – Manteca – frutos secos – Jugos, etc.)

Masas Batidas Livianas

• Surgen de batir: (Huevo + Azúcar) + Harina en forma envolvente.
• Para acelerar el proceso anterior, se pueden separar claras de yemas y, batir primero las yemas con el azúcar y luego incorporar la harina y las claras batidas a nieve en forma envolvente.
• Las masas batidas livianas son las más espumosas y aireadas.
• No necesitan polvo de hornear, ya que no poseen ningún ingrediente pesado.
• En el caso de que los huevos no sean demasiado frescos, se puede agregar un porcentaje de polvo de hornear para que la preparación no se baje.

Masas Batidas Pesadas

Comienzan con un batido de manteca y azúcar, miel o glucosa, luego se agregan los líquidos (huevo, leche, jugos, etc.) y, finalmente se añaden los ingredientes secos en forma envolvente (harina, cacao, polvo de hornear).

La regla es que lleven siempre polvo de hornear para que los productos no salgan apelmazados.

Tips de proporción para tus masas batidas

Si vas a realizar alguna preparación a base de masa batida pesada, acá te dejamos tres proporciones básicas que te serán muy útiles al momento de poner manos a la obra.

Para un Bizcochuelo, la proporción es de: 1 huevo = 30 g harina – azúcar

Para un Genoise/Arrollado, necesitarás: 1 huevo = 20 g harina – 20 g azúcar

Mientras que para hacer Vainillas o un Pionono requerirás: 1 huevo = 10 g harina – azúcar.

Si desear aprender a cocinar más dulces delicias, no dudes en consultar en nuestra web el contenido lectivo de nuestros cursos. No te pierdas nuestras baking classes in Miami

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*