¿Qué estás esperando para convertirte en un Pastelero Profesional de IGA?

Una de las especialidades más refinadas de la cocina, es sin dudas la pastelería. Y aunque el postre, sea el plato más pequeño de una comida, requiere tanta dedicación como un plato principal.  

El pastelero o pâtissière, es la persona encargada de las preparaciones dulces dentro de una brigada de cocina, y su labor es muy importante, por lo que a continuación en IGA te damos algunos consejos para que brilles en el arte de preparar postres.

Más que tortas. Ante todo, hay que tener claro que un pastelero no sólo elabora pasteles, es un puesto que va más allá de ésta tarea. El pastelero profesional se encarga de todo lo relacionado a la elaboración de dulces, productos de panadería, bollería, repostería y más.  

Prepárate. Si tu pasión es la pastelería, debes saber que esta es una rama de la cocina que requiere mucha técnica, porque será más esencial que nunca al momento de contar con la preparación adecuada que te permita lograr los mejores postres.  

Conoce lo clásico. En la cocina, la innovación siempre está a la vuelta de la esquina. Y aunque en la pastelería encontrarás muchas formas de explotar tu creatividad, pronto aprenderás el valor de la pastelería clásica. A medida que avances en tu preparación como Pastelero Profesional, verás lo esencial que es dominar y conocer las técnicas y preparaciones clásicas, tales como una buena crema pastelera o una masa de hojaldre.

Dedícate. Como todo en la vida, y sobretodo en la cocina, la pastelería requiere pasión, tiempo, paciencia y dedicación. Si tu meta es ser un maestro pastelero, haz de los dulces tu pasión.  Enamórate de cada receta, aprende sobre los ingredientes, sobre cada preparación y verás cómo tu conocimiento dará resultados.

Práctica y más práctica. Recuerda que de los errores se aprende, y que es probable que al primer intento no consigas que tus preparaciones sean perfectas. Solo debes tener en mente que la práctica hace al maestro, y si por ejemplo tu primera Pavlova salió mal, inténtalo tantas veces como sea necesario para que quede como deseas.

¡Medidas! Si no te gustan las matemáticas, es momento de que comiences a quererlas un poco. En la pastelería, las medidas de los ingredientes son vitales para un excelente resultado, por lo que un buen pastelero sabe cuando puede y cuando no, romper esta regla de oro.

En la variedad está el gusto. Aprende a hacer todos los postres que puedas, al inicio de tu recorrido como pastelero difícilmente sabrás que tipo de preparaciones son las que más te gustarán y disfrutarás hacer; no te apures y explora cada dulce rincón que te ofrece la pastelería.

Una comida sin postre, es como un traje sin corbata.  Un maestro pastelero sabe que aunque su plato se sirve de último, es uno de los más importantes. Por lo que así estés preparando el postre para una cena en casa, o una delicada crème brûlée en un fino restaurant, deberás poner todo el empeño, pues el postre, siempre es el broche de oro de toda buena comida.  

Si ya estás convencido de que los dulces son tu pasión, en IGA te guiamos por camino que te llevará a convertirte en un gran Pastelero Profesional. Consulta en iga-la.com/usa/ toda la oferta académica ¡nuestras inscripciones para el ciclo lectivo 2018 ya están abiertas!

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*